Cómo limpiar filtro hepa robot aspirador

Cómo limpiar el filtro HEPA de tu robot aspirador

El filtro HEPA es uno de los componentes de tu robot aspirador que más cuidado y limpieza necesitan. En esta guía te explicamos cómo hacerlo.
Total
0
Shares

¿Sabías que tu robot aspirador tiene filtro HEPA?

Lo pregunto porque mucha gente se olvida de ello: dentro de tu robot hay un filtro HEPA que se encarga de filtrar el aire aspirado, retener alérgenos, ácaros y micro-partículas y devolver un aire más limpio a la estancia.

Pero para que el filtro HEPA funcione correctamente hay que limpiarlo con regularidad. En este artículo te cuento cómo hacerlo.

Importancia de limpiar el filtro HEPA regularmente

  • Evita la acumulación de suciedad y polvo en el robot aspirador: El filtro HEPA en tu robot aspirador juega un papel crucial al retener partículas finas que, sin un mantenimiento adecuado, pueden bloquear el sistema. Limpiando tu filtro cada 15 o 30 días, previenes que la suciedad y el polvo se acumulen y afecten el funcionamiento del robot. Es esencial recordar que la acumulación gradual no solo afecta la eficiencia sino también la vida útil del robot.
  • Mejora el rendimiento de limpieza del robot: Un filtro HEPA limpio significa un robot aspirador con mejor rendimiento de limpieza. Manteniendo el filtro libre de obstrucciones, aseguras una potencia de succión óptima y una recolección de suciedad más efectiva.

Pasos para limpiar el filtro HEPA

Llega un momento tras unos 3 meses de uso regular, en el que será necesario reemplazar el filtro para mantener la calidad de limpieza. Ten en cuenta que elegir un filtro HEPA lavable puede ofrecer una mayor facilidad de mantenimiento, siempre que sigas las instrucciones específicas de limpieza del fabricante.

Paso 1: Retirar el filtro HEPA del robot aspirador

Para mantener la eficiencia de tu robot, es clave que sepas cómo retirar el filtro HEPA. Empieza por desconectar el robot de cualquier fuente de energía para evitar accidentes. Encuentra la tapa del depósito de suciedad; normalmente, está sujeta con un sistema de anclaje sencillo. Presiona el botón indicado—en algunos modelos se marca con la palabra ‘PUSH’—y levanta la tapa para acceder al depósito y al filtro.

Paso 2: Sacudir suavemente el filtro para quitar el polvo suelto

Una vez retirado, sacude el filtro HEPA suavemente contra la papelera para liberarle de la suciedad más grande. Realiza este paso con cuidado para no dañar el material filtrante que es clave para atrapar las partículas más finas y mantener la calidad del aire en tu hogar.

Paso 3: Lavar el filtro con agua y jabón suave

Si tu filtro HEPA es lavable —algo muy habitual en los robots aspiradores de Roborock y cada vez más común en el resto de marcas—, enjuágalo bajo agua fría y utiliza un jabón suave para remover impurezas. Nunca emplees limpiadores abrasivos ni agua caliente ya que podrían deteriorar tu filtro y afectar su desempeño.

Paso 4: Secar completamente el filtro antes de volver a colocarlo

Tras el lavado, asegúrate de que el filtro HEPA esté completamente seco antes de reincorporarlo en el robot aspirador. Una buena práctica es dejarlo secar al aire en un lugar bien ventilado y alejado de la luz directa del sol. La humedad residencial podría fomentar la proliferación de moho y bacterias, así que la paciencia en este paso es de vital importancia.

Frecuencia recomendada para limpiar el filtro HEPA

La frecuencia ideal de limpieza varía según la intensidad de uso y las características del entorno. En hogares con mascotas o en áreas con mayor polución, la atención al filtro debe ser más frecuente para mantener la eficacia de captura del polvo y alérgenos.

Para la mayoría de los usuarios, se recomienda limpiar el filtro cada 15 o 30 días. Sin embargo, si el uso de tu robot es diario, la revisión del filtro deber ser más asidua para evitar la pérdida de potencia de succión.

Cuidados adicionales para mantener el filtro HEPA en buen estado

Evitar exponer el filtro a altas temperaturas o humedad excesiva

Para asegurar la longevidad de tu filtro HEPA, es vital evitar su exposición a altas temperaturas y humedades extremas. Estas condiciones pueden deteriorar la estructura del filtro, reduciendo su eficacia en la retención de partículas y comprometiendo la calidad del aire.

No utilizar productos químicos agresivos para limpiar el filtro

La limpieza de tu filtro HEPA lavable debe realizarse siguiendo las indicaciones del fabricante, evitando el uso de productos químicos fuertes que puedan dañar el material filtrante. La utilización de sustancias inadecuadas puede acelerar el desgaste del filtro y afectar su rendimiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You May Also Like